Seleccionar página
0800 9979

Tener una vida sin deudas es casi imposible, sin embargo hay niveles de endeudamiento que además de quitarle el sueño puede hacerle la vida miserable, tenemos 4 tipo de deudas y la forma más sencilla de resolverlas.

Deudas bola de nieve

Este tipo de deudas son un monstruo muy difícil de controlar. Como su nombre lo indica, comienza a incurrir en nuevas deudas para poder pagar responsabilidades del día a día, su sueldo no alcanza para seguir pagando deudas y comienza sacando créditos y préstamos, y a hacer uso indiscriminado de la tarjeta de crédito.

Forma de resolverlo: cargue solo con efectivo y deje de darse caprichos, trabaje en la elaboración de un presupuesto para saber en dónde puede hacer recortes. Comience liquidando las deudas más pequeñas poco a poco.

Deudas que exprimen

Este tipo de deudas le dejan los bolsillos vacíos muchas veces incluso antes de que reciba su pago mensual. El dinero ya está comprometido a pagar algo y no llega ni a ver su sueldo. Muchas de estas deudas lo dejan sin dinero debido a que están automatizadas y cada vez que hay dinero en su cuenta se hacen pagos automáticos.

Forma de resolverlo: cuando el pago de sus deudas sobrepasa el 30% de sus ingresos deberá ser una señal para saber que tiene un problema de deudas. Hable con su banco o institución financiera para ver opciones y poder pagar en tiempo.

Deudas que no mueren jamás

Los pagos de esta deuda parecen eternos y esto se debe a que solo se hace el pago del mínimo, esto solo genera más intereses y no terminará de pagar jamás, mientras pagará mucho más del doble de la deuda original.

Forma de resolverlo: evite hacer pagos automáticos del mínimo a sus deudas, trate de hacer pagos de capitales o hable con su banco o institución financiera para que los intereses no se hagan más eternos.

Deudas que engañan

Es muy sencillo incurrir en estas deudas ya que están disfrazadas de grandes beneficios, pueden ser meses sin intereses o que deba comprar de más, de principio lo atraen con precios muy bajos, pero la verdad es que suelen ser productos que no necesita y es así como termina seriamente endeudado.

Forma de resolverlo: sea honesto consigo mismo al momento de compras productos en oferta y si es que realmente los necesita. Haga una evaluación del costo y que las deudas no sobrepasen el 30% de sus ingresos.

Estar endeudado puede traer consigo sentimientos como el estrés, ansiedad y depresión, pero lo peor que puede hacer es sentirse derrotado, siempre busque formas de salir adelante y poder hacer frente a sus responsabilidades porque una vez que se siente perdido no habrá forma de salir de las deudas.

El primer paso es aceptar que tiene un problema de endeudamiento y posteriormente modificar sus hábitos de compra y alinearlos para poder pagar.

¿Tiene usted alguna de estas deudas? ¿Se siente identificado? Cuéntenos en los comentarios.